¿Qué ocurre si no obedezco a la autoridad competente en el estado de alarma?

Como sabemos, la publicación del RD463/2020, de 14 de marzo, por el que se declara el estado de alarma para la gestión de la situación de crisis sanitaria ocasionada por  el COVID 19, establece una serie de limitaciones para la libertad de circulación de las personas, fijadas en su artículo 7.

Las múltiples consultas realizadas a este despacho sobre las repercusiones que tendría un eventual incumplimiento de dicho  RD nos ha llevado a escribir el presente artículo, para que sirvan de guía a clientes y usuarios de internet

 

Es el artículo 20 del Real Decreto el que establece el régimen sancionador, remitiéndose a la Ley Orgánica 4/81, de 1 de junio. Las resumimos:

Eliminar la delimitación de perímetros de seguridad (art. 37.15 LO 4/15 de Protección de la Seguridad Ciudadana): multa de 100-600€

Desobedecer o resistirse a la autoridad o sus agentes, o negarse a identificarse (art. 36.6 LO 4/15): multa de 601 a 30.000 €

Conductas u omisiones que puedan producir riesgo o daño grave para la salud de la población,  así como el incumplimiento reiterado de las instrucciones de la autoridad competente: multa desde los 3.001 € hasta los 600.000 €. Artículo 57 2 a) y b) de la Ley 33/11 General de Salud Pública.

El incumplimiento de las órdenes, prohibiciones, instrucciones o requerimientos efectuados por los titulares de los órganos competentes o los miembros de los servicios de intervención y asistencia. En este caso, regulado en la ley 17/2015 del Sistema Nacional de Protección Civil, la multa podría oscilar entre los 1.501 y los 600.000 €, pudiendo considerarse tanto infracción grave como muy grave.

-Por último, no debemos olvidar que además podemos cometer un delito, siendo de aplicación el Código  Penal, que establece penas de prisión de tres meses a un año, o una multa de seis a dieciocho meses, para los que se resistan o desobedezcan gravemente a la autoridad o sus agentes en el ejercicio de sus funciones, así como al personal de seguridad privada, siempre que esté debidamente identificado y desarrolle actividades de seguridad privada en cooperación y bajo el mando de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad.

Si precisáis información complementaria, no dudéis en contactar con nosotros.

Fernando de la Chica

 

#AbogadosDeLaChica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *